Se produjo un error en este gadget.

Crée usted de que Cuba estaría mejor como:

Se produjo un error en este gadget.

miércoles, 9 de marzo de 2011

TITULOS NOBILIARIOS RESIDENTES EN CUBA, QUE ESTAN EN POSESION LEGAL DE SUS RESPECTIVAS DIGNIDADES, 1958


CON GRANDEZA DE ESPAÑA


CONDE DEL CASTILLO.–V: Dr. José Ignacio de la Cámara y O'Reilly.–María Josefa Argüelles  y Clausso.
CONDE DE FERNANDINA.–V: Jose María de Herrera y Armenteros.–Ángela Díaz y Torres.
CONDE DE SANTA CRUZ DE MOPOX.–V: Francisco Xavier de Santa Cruz y de Goicoechea.
Soltero.
CONDESA VIUDA DE SANTA CRUZ DE MOPOX.–IV: María del Carmen de Goicoechea y Durañona viuda de Santa Cruz.

ANTIGUOS SEÑORES

MARQUES DE SAN FELIPE Y SANTIAGO
.–IX: (Señor de la ciudad de Bejucal) Dr. Jose Ignacio de la Camara y O'Reilly.
CONDE DE CASA BAYONA.–VI: (Señor de la ciudad de Santa Maria del Rosario) Dr. José María Chacón y Calvo. Soltero.
CONDE DE SAN JUAN DE JARUCO.–VII: (Señor de la ciudad de Jaruco) Dr. Joaquin de Santa Cruz y de Goicoechea. Soltero.
CONDESA DE SAN JUAN DE JARUCO.–VI: viuda: María del Carmen de Goicoechea y Durañona viuda de Santa Cruz.

MARQUESADOS

MARQUES DE AGUAS CLARAS
.–IV: Dr. Ignacio Ponce de Leon y Ponce de Leon. Soltero
MARQUESA DE AVILES.-- Maria del Carmen Miranda y Gonzalez Carvajal.
MARQUES DE BELLA VISTA.–IV: Carlos Barberia y Lombillo.–Mario Jimenez y Gonzalez Nuñez.
MARQUES Y MARQUESA DE CASA CALVO.–VIII: Dr. Joaquín Guma y Herrera.–Caridad López Serrano.
MARQUES Y MARQUESA DE CASA NUÑEZ DE VILLAVICENCIO Y JURA REAL.–IV: Dr. Pedro Romero y Ferran.–Vivian Conill e Hidalgo.
MARQUES Y MARQUESA DE DU-QUESNE.–VIII frances y III español: Dr. Pedro Du'Quesne y Zaldo.–Antonieta de Goichoechea y Gonzalez Abreu.
MARQUESA VIUDA DE DU'QUESNE.–VII frances y II español: Isabel María de Zaldo y Lamar viuda de Du'Quesne.
MARQUES Y MARQUESA DE GARCILLAN.–IV: María del Rosario de Aranguren y de Palacio.–Miguel Alejandro Fernandez Rivera y Gómez.
MARQUESA DE GRATITUD.–IV: Dra. Mercedes de Arango y del Valle. Soltera.
MARQUES Y MARQUESA DE GUAIMARO.–IV: Ricardo del Valle y Lersundi.–María Gonzalez Conde.
MARQUES Y MARQUESA DE JUSTIZ DE SANTA ANA.–VI: Maria Francisca de la Camara y O'Reilly.–Marcos Zarraga y Ortiz.
MARQUESA DE PRADO AMENO.–VII: Ofelia Mazorra y Romero viuda de Garcia Tuñon.
MARQUESA VIUDA DE SAN MIGUEL DE AGUAYO.–VIII: Hortensia del Monte y del Monte viuda de Diez de Ulzurrun.
MARQUESA DE SANTA DE ANA Y SANTA MARIA.-- Mercedes Adan y Galarreta viuda de Arostegui.
MARQUES DE SANTA OLALLA.–III: Manuel Aranda y Junco. Soltero.
MARQUES DE SANTA RITA.–IV: José Baró y Erdmann.
MARQUESA VIUDA DE TIEDRA.–I: Leticia de Arriba y Alvaro viuda de Tiedra Alonso.
MARQUES DE TAIRONAS.–II: Salvador Pérez Castañeda y Pérez Piquero. Soltero.
MARQUES Y MARQUESA DE VALLE SICILIANA.–VIII: Dr. Miguel Morales y Calvo de la Puerta.–Ofelia Gonzalez Abreu y Oña.
MARQUES DE VILLALTA.–X: Dr. Gonzalo de Herrera y Baldasano. Soltero.
MARQUESA VIUDA DE VILLALTA.–María Josefa Baldasano y Cortada viuda de Herrera.
MARQUES DE VIVET.–Dr. Vicente Martínez Agullo.

CONDADOS

CONDE DE CASA LOMBILLO.–VI:
Carlos Barberia y Lombillo.–María Jimenez y González Nuñez.
CONDE DE CASA ROMERO.–V: Dr. Pedro Romero y Ferrán.–Vivian Conill e Hidalgo
CONDESA VIUDA DE CASA ROMERO.–IV: Lourdes Gonzalez del Valle y Hierro viuda de Romero.
CONDE DE GIBACOA.–VII: Rosa de Herrera y de Arango. Soltera.
CONDE DE LAGUNILLAS.–VII: Dr. Joaquin Guma y Herrera.–Caridad Lopez Serrano.
CONDE DE MONTERRON.–X: María del Rosario de Aranguren y Palacio.–Miguel Alejandro Fernández Rivera y Gomez.
CONDE Y CONDESA DE REVILLA DE CAMARGO.–II: José María de la Cajiga y Arce.–María del Rosario Cremades y Adaro.
CONDESA VIUDA DE REVILLA DE CAMARGO.–I: Maria Luisa Gomez Mena y Vila viuda de Cajiga.
CONDESA VIUDA DE RIVERO.–II: Estela Machado y Perez Viuda de Rivero.
CONDE DE SAGUNTO.–II: Jose Maria Romeu y Morales.
CONDE DE SAN FERNANDO DE PEÑALVER.–VI: Rodolfo de Peñalver y Hernández. Soltero.

VIZCONDADOS

VISCONDE CANET DE MAR.–IV:
José Baró y Erdmann.

TÍTULOS NOBILIARIOS AUTORIZADOS POR LA DIPUTACIÓN PERMANENTE Y CONSEJO DE LA GRANDEZA DE ESPAÑA.


CONDADOS

CONDE DE BUENAVISTA.–VI:
Juan de la Camara y O'Reilly.–María de las Mercedes de Goicoechea y Durañona.
CONDE DE DUANY.–Luís Duany y Waguet. Soltero.
CONDE DE RIVERO.–III: Nicolás Rivero y Machado.–Raquel Pérez Rodríguez.

Bibliografia:
CUBAN INFORMATION ARCHIVES, Titles of Nobility
Cuba 1958 Directorio Social de La Habana, 1959

EL HIJO PRIMOGÉNITO DEL REY ALFONSO XIII, ALFONSO DE BORBÓN Y BATTEMBERG, SE CASÓ PRIMERO CON UNA ARISTÓCRATA CUBANA Y DESPUÉS CON UNA MODELO CUBANA



Alfonso de Borbón y Battenberg

 Príncipe de Asturias y Conde de Covadonga, nacido en 1907. Hijo primogénito del rey Alfonso XIII y la reina Victoria Eugenia; y, sin embargo, un niño hemofílico. Enfermedad, que había heredado de su madre, la reina Victoria Eugenia, y transformaría su vida ya que nunca le permitiría ser nada más que un niño triste.

Las malas relaciones con su padre, el Rey

 Alfonso, increíblemente hermoso, de ojos azules y pelo rubio, aunque siempre pálido y ojeroso, vivía permanentemente en vilo –al igual que la Familia real- ante la posibilidad de enfermar o de sufrir un accidente que presentara hemorragias que no se pudieran detener.

 De ahí quizá vino esa posición de desgana personal hacia todo lo que le rodeaba, su escaso interés por la política y los asuntos de Estado y, también, sus malas relaciones con el Rey. Un Rey que nunca superó que su hijo mayor fuera un enfermo, cuando lo que se pedía a un heredero era precisamente fortaleza y salud... Y un heredero. Y Alfonso no mostraba intención alguna de contraer matrimonio. Incluso había rechazado, a sabiendas de que como heredero a la corona de España tenía que casarse para perpetuar la dinastía, a la princesa, Ileana, hija de la reina María de Rumanía.

El príncipe granjero

 Fue entonces, cuando el Príncipe de Asturias se retiró al palacete de la Quinta, en los montes del Pardo. Un maravilloso lugar con jardines del siglo XVIII inspirados en la corte de Luis XIV y en el palacio de Versalles... Con El árbol de los sueños bajo el que dormía sus siestas mirando cómo se mecían las encinas y las jaras a lo lejos. Con el Manzanares ragando todo el monte y, sobre todo, con su granja de gallinas y cerdos que tan feliz le hizo.

El encuentro con Edelmira Sampedro

 En 1931, con la caída de la Monarquía, la Familia real española parte hacia el exilio. Los Reyes deciden separarse, comienzan los problemas de dinero y la salud del príncipe Alfonso va a mucho peor. Se le ingresa, entonces, en una clínica de Lausana, Suiza, y es allí, justo cuando menos se lo espera, cuando conoce a Edelmira Sanpedro. La hija de un hacendado cubano, con porte aristócrata y el pelo y los ojos de color azabache.

Renuncia a sus derechos a la corona por amor

 El Rey Alfonso XIII se enteró por la prensa de la relación de su hijo con la joven cubana y se opuso frontalmente a un matrimonio tandesigual. El verano de 1933, en Lausana , el Príncipe de Asturias, don Alfonso de Borbón y Battemberg, convencido de que nada se podía hacer para arreglar la situación, renunció oficialmente a sus derechos a la corona de España, así como al de sus sucesores.

 Días después, el conde de Covadonga –ya no era Príncipe de Asturias- contrajo matrimonio con Edelmira en una sencilla ceremonia. A la boda, celebrada en Lausana, asistieron solamente la reina Victoria Eugenia y las infantas Beatriz y Cristina.

 Dos años después, y tras una larguísima luna de miel, de vino y rosas, la Puchunga -así era conocida entre la Familia real- decidió poner tierra entre los dos y regresar a Cuba. Don Alfonso de Borbón, que permaneció sólo en París por un tiempo, terminó desesperado y se embarcó rumbo a América con la intención de recuperar a su mujer.

Modelo de alta costura en Nueva York

 Se rehizo el matrimonio y se impusieron los buenos tiempos hasta que con el estallido de la Guerra Civil española, el príncipe Alfonso cayó gravemente enfermo. Entonces, Edelmira que ya no estaba dispuesta a seguir soñando con que un día sería de verdad princesa, le abandonó para siempre.

 Dos meses después de su divorcio, el conde de Covadonga volvió a contraer matrimonio. En esta segunda ocasión, también, con una hermosísima cubana, Marta Esther Rocafort Altuzarra, hija de un dentista de la Habana y modelo reconocida de alta costura en Nueva York. Una mujer de impresionante belleza, muy parecida a la primera, a la que conoció en una fiesta en Manhattan.

La Reina le mandó flores

 Don Alfonso murió solo, el 6 de septiembre de 1938, durante una noche en la que conduciendo su coche por las calles de Miami, se estrelló contra un poste de teléfono. A su entierro no fue apenas nadie. Y la única persona le envió flores fue su madre, la Reina Victoria Eugenia. Sus restos, gracias a un gesto de su sobrino, el rey Juan Carlos de España, reposan desde 1985 en el Escorial. En cuanto a sus esposas, Edelmira siguió usando el título de condesa de Covadonga con discreción el resto de su vida; y Marta Esther Rocafort, contrajo nupcias nuevamente con un americano multimillonario llamado Atkings.

Bibliografía:

Buscar este blog

Se produjo un error en este gadget.
Se produjo un error en este gadget.