Se produjo un error en este gadget.

Crée usted de que Cuba estaría mejor como:

Se produjo un error en este gadget.

miércoles, 9 de diciembre de 2009

Sobre mís últimos artículos en torno a la situación española. Por Pedro Ramón Sánchez Peinado

Creo que debo referirme a mis últimos artículos sobre la situación en España. De igual modo que Jose Ramón se ha hecho eco de las cosas buenas y malas en los Estados Unidos de América, yo, haciéndo un poco de autocrítica, debo aclarar algunos, muchos, términos.

En primer lugar, quiero dejar muy claro que soy apolítico. No tengo una opción definida. Mis ideas no giran ni a izquierda ni a derecha. Considero que España tiene una enorme suerte a la hora de poder elegir sus dirigentes. Que estos a posteriori lo hagan bien o mal nos afecta a todos, pero en sí, es una gran suerte poder efectuar la elección. No por ello me posiciono a un lado o a otro. Para mi lo principal es el interés general de la Nación. Siempre, independientemente del signo que sea, defenderé lo que está bien hecho y repudiaré y criticaré lo que no lo está. para mi sólo existe España y por tanto aborrezco lo que la ataca y amo lo que la engrandece. Espero con esto aclarar algunas suspicacias que creo que han surgido por mis posicionamientos y que creo que han me han tildado de derechista. Si defender a mi país es de derechas, lo asumo con gusto y no se hable más, si lo es de izquierdas, también lo asumo, para gustos, colores.

Dicho ésto, me referiré ahora a mi forma de ver las cosas. Se me ha tildado de pesimista. No lo soy. Quizás sea uno de los más optimistas que podais encontrar. Un tipo que pierde el tiempo en escribir sobre su país, en enviarlo a otros blogs y en comentarlo os aseguro que no es un pesimista. Un pesimista se queda abollado en el sofá y se la bufa todo. Se encoge de hombros y piensa que salga el sol por Antequera. Yo soy optimista, pero veo las enormes deficiencias de nuestro país. Las veo y las critico porque criticándolas, sacándolas a la luz, es cómo la gente se posiciona, es cómo se crea un debate que permite una resolución de los problemas. Que ésta resolución sea, a posteriori la correcta, es otra cuestión. Nunca quieras para los demás lo que no quieras para ti. Yo no quiero los defectos, quiero las perfecciones. Enterrando el problema no se soluciona. Sacándolo a la luz es posible. Reconociendo que es un problema y haciendo por comprenderlo es seguro que se podrá solucionar.

A los que me ponen cómo pesimista y dicen que España está bien, yo les digo que son ellos los pesimistas y que no ven los problemas. Estos problemas están allí y flaco favor hariámos a Cuba, los cubanos disidentes y los cubanos castristas si les intentamos vender, por un país de Jauja, una España que no está, ni de lejos, en su mejor momento. Jose Ramón Morales me otorgó el favor y por ende la responsabilidad de publicarme en su blog y, al tiempo que el nos muestra la situación en la Isla y en su entorno, yo le muestro el nuestro. No es ni de lejos una visión pesimista. Es simplemente decir, "Estos problemas hay, a ver cómo los solucionamos".

Se me ha tildado tambien de mal hablado y en eso sí que voy a disculparme. El tono empleado en el Artículo Gran Marruecos, pequeña España, ha sido barriobajero y de una persona inculta. Yo no me precio de tal y viendo que he herido suceptibilidades, intentaré corregirlo en la medida de lo posible. En cuanto a mi estilo al escribir, quitando tacos, expresiones soeces y descalificativos poco afortunados, no pienso variar ni un ápice. Soy cómo soy y no puedo ni quiero cambiarlo porque sería cómo cambiar la esencia de nuestro país para conseguir que otros nos vieran más altos, mas rubios y más guapos. A quien se haya podido sentir ofendido por mis expresiones, que no por mis palabras que son lo que siento y por ello no pienso disculparme, lo siento. Intentare corregir mi léxico en la medida de lo posible. Lo que no voy a cambiar es mi concepción de las cosas, los problemas y la situación en España, al menos hasta que éstos se solucionen.

Por último decir, a quien me acusa de llamar paletos a los españoles, debo decir que tengo razones fundadas para, en cierta medida, hacerlo. Sé que me leen personas cultas, con formación suficiente que no se han sentido zaheridas por el uso de la palabra "paletos" o "gañanes". Si la he usado es, primero por algún comentario que dice que le cuesta mucho leerme porque escribo mucho y yo me pregunto ¿No será la falta de costumbre de ejercitar la lectura? Otro argumento a favor es la situación educativa en España. Estoy de acuerdo que los gobiernos tienen que atontar al máximo al pueblo para manejarlos a gusto, pero de ahí, a que el pueblo se atonte porque sí va un trecho. Un país donde el futbol y el corazón son los referentes máximos de nuestros jóvenes, tiene un grave problema. El que me lo pueda rebatir estaré encantado de escucharle y contestarle. Creo que no hay nada más patético que un joven sepa la alineación de un equipo de futbol que no le va a influir nada en su vida, no le va a dar de comer ni le va a hacer mejor persona a nivel educativo ni social y , en cambio, no sepa el nombre de las personas que gobiernan y que, estas si, tienen influencia sobre su educación, sanidad y economía.

Del mismo modo que dejo al aire estas perlas en contra de los que me critican de forma gratuita y sin, desgraciadamente, conocer el ámbito ni la perspectiva desde las que están escritas, quiero agradecer, infinitamente a Marcos y CCR todo su apoyo y cariño y decirles que si desean que les envie algo sólo tienen que pedirmelo a mi correo electrónico o por aquí. Por supuestísimo, dar mi apoyo, cariño y agradecimiento al Jefe Jose Ramón que capitanea él Blog Cuba Española y a todos los españoles que, como yo, dan su voz y persona a conocer para lograr, eso sí una España mejor que ofrecer a nuestros hijos y al mundo.

Del Blog C.S. Peinado

A quien pueda interesar. Por José Ramón González-Regueral Hernández

El 16 de junio de 2009 presenté toda la documentación que requiere el Consulado General de España en Miami para renovar mi pasaporte.

No sé con qué objetivo ni por qué razones una señora llamada Natalia (y que a veces llaman por Natasha) se ha empeñado en buscar y rebuscar detalles y motivos para no reconocer mi nacionalidad española y ofrecerme constantemente que me acoja a la Nueva Ley de Memoria Histórica. Se para al lado de la persona que está revisando mi solicitud y comienza a decir: -él tiene que optar... etc, etc, etc.

Primero, según la Sra. Natalia -que por supuesto está equivocada- cuando mi padre recupera su nacionalidad española de origen el 26 de febrero de 1981 yo, que nací el 24 de junio de 1963, era mayor de edad.

¿No habíamos quedado el 6 de Diciembre de 1978 en que los españoles somos mayores de edad a los dieciocho años?

La Sra. Natalia me pide una Carta de Naturaleza que yo no tengo; y no la tengo porque que los hijos de españoles exiliados por la Guerra Civil, que no hemos nacido en España, concurrimos en condiciones extremadamente comunes.

Cuando ya no le "funciona" el argumento de mi mayoría de edad, entonces la Sra. Natalia me hace esperar por la respuesta a una consulta que dice estar haciéndole al Consulado General de España en La Habana y cuya respuesta debe llegar –en la era de los correos electrónicos- vía fax.
Un mes más tarde y una vez recibido tan esperado fax (el cual nunca he visto), la Sra. Natalia me llama por teléfono para informarme del resultado de su consulta y yo le pido que me mande por escrito lo que me estaba diciendo.

Según la carta que la Sra. Natalia me envía (aunque no pone su nombre en ella) para informarme del resultado de su consulta, la Inscripción de Nacimiento que he presentado “es una inscripción de base que no prejuzga la nacionalidad española del inscrito”; esto a pesar de que El Registro Civil Consular, que se lleva en todas las Embajadas y Consulados de España en el extranjero, tiene las mismas funciones que los Registros Civiles en España.

Este documento, que recibí precisamente a través del Consulado General de España en Miami, y por el cual firmé la entrega, y que fue aceptado por el mismo Consulado junto al resto de la documentación de solicitud de pasaporte, ahora no cumple su propósito, no sirve.

Y yo me pregunto: ¿para qué mi padre me habrá inscrito en el Consulado General de España en La Habana?

En vez de discutir tan absurdo planteamiento, le ofrezco a la Sra. Natalia un duplicado de mi Acta de Nacimiento con la reproducción íntegra del asiento correspondiente obrante en el libro 2333, Folio 23 de la sección 12 del Registro Civil Central, firmado en Madrid el 4 de junio de 2009 por la funcionaria delegada Dra. ROSARIO ACOSTA GARCIA; pero la Sra. Natalia lo rechaza porque refleja una copia del documento que lo origina (obviamente, de la Inscripción del Consulado General de España de La Habana).

. En la misma carta también, según la Sra. Natalia, -que, muy inteligentemente, en un tono casi provocativo, roza los artículos 14 de la Constitución Española y 2 de la Declaración Universal Derechos Humanos- por ser hijo de padre español, naturalizado cubano, en el momento de mi nacimiento puedo optar por la nacionalidad española acogiéndome a la Nueva Ley de la Memoria Histórica; cuando la realidad es que estoy naturalizado español hace 28 años.

Esta señora se ha dedicado a inventarse argumentos discriminatorios y todas las tácticas dilatorias que puede para entorpecer el trámite de renovación de mi pasaporte español, sabiendo que yo tenía mucha prisa por viajar a España porque mi padre había muerto en Madrid y yo quería estar presente en el cumplimiento de su última voluntad, que era que se dejaran sus cenizas en su pueblo natal.

Podría citar aquí el artículo 5 de DDHH si le agregamos el hecho de que la Sra. Natalia decidió ignorar mi petición de que, en lo posible, se tratara mi caso como caso humanitario; ¿o estaría yo exagerando?

Bajo el falso pretexto de que he perdido la nacionalidad española (aunque no sabe las razones porque “ella no es de nacionalidad”) por un error que dice se cometió (pero que tampoco sabe explicar) cuando me fue otorgada; otra empleada del Consulado General de España en Miami me devuelve, el 17 de agosto del 2009, el mismo pasaporte que pretendo renovar con un sello de CADUCADO, la Inscripción del Consulado General de España en La Habana y nada más. O si se quiere, sumémosle el mayúsculo descaro con que esta otra señora me dice que tendré que estar un tiempo sin ninguna nacionalidad.

Y yo me vuelvo a hacer una pregunta: ¿Que pasó con los artículos 15 de DDHH, el 11 de la Constitución Española, el 17 del Código Civil de España, y quizás con otros?

Las consecuencias de este abuso del Consulado General de España en Miami son muy graves para mí: No pude estar presente en el cumplimiento del último deseo de mi padre, José Ramón González-Regueral Valdés, quien nació el 17 de enero de 1924 en Gijón, Asturias y murió en Madrid el 4 de junio de 2009.

Por supuesto que he pedido cita con el Cónsul General de España en Miami en varias ocasiones pero siempre me han dicho que NO SE PUEDE. Le he escrito; y al Embajador de España en Washington también, pero no he recibido respuestas aún. Creo haber esperado pacientemente demasiado tiempo.

Como no tiene sentido que opte por una nacionalidad que ya tengo y tampoco tiene sentido práctico que continúe visitando el Consulado General de España en Miami donde esta señora (Natalia) ha decidido no encontrar suficientes pruebas de mi nacionalidad española y rechazar las que podrían terminar por probarla, que solicita documentación adicional a la que se le pediría a cualquier otro español que estuviese renovando su pasaporte y que insiste en el absurdo de ofrecerme que opte por la Ley de la Memoria Histórica; utilizo este medio para hacer mi reclamo.
Soy un español que reside legalmente en los Estados Unidos de América, nunca he renunciado a la nacionalidad española ni me he acogido a ninguna otra.

Mis intenciones de viajar a España, país del que soy orgullosamente ciudadano, siguen en pie. Quiero visitar el lugar donde se esparcieron las cenizas de mi padre y, de alguna manera, poder despedirme de él; pero para eso necesito un pasaporte válido, al que tengo derecho y por el cual ya he pagado el importe necesario.

Sé que la Ley de Memoria Histórica tiene una intención extremadamente noble y muy lejana a la irritante manera en que la Sra. Natalia, del Consulado General de España en Miami, se propone "guardar y hacer guardar" esta ley. Parece que la Sra. Natalia no ha entendido bien el mandato de su majestad y que se trata de RECONOCER Y AMPLIAR DERECHOS, no de pisotear.

Me resulta incomprensible la actitud insensible y déspota de algunas personas en este Consulado, donde la Sra. Natalia (cuyo acento delata que el castellano no es su lengua materna y que parece haber decidido utilizar con muy mala fe su trabajo, y probablemente su nacionalidad española, para atropellar los derechos constitucionales y humanos de otros españoles) decide mancillar la Ley de la Memoria Histórica y donde se ha limitado ilegal y anticonstitucionalmente mi derecho a entrar y salir libremente de España, mi país.

Mi nombre es José Ramón González-Regueral Hernández, mi dirección de correo electrónico es jregueral@bellsouth.net, mi teléfono (en casa) es 305-228-2927, mi móvil es 786-287-9213, Y mi dirección postal es 450 W. Park Dr, 103, Miami, FL, 33172.

PD: He habilitado un Servidor de Internet –sin nombre de dominio (domain name)- donde puede leerse este mismo texto y otros documentos (algunos de los que he utilizado como referencias, otro que creo demuestra que no he perdido la nacionalidad), y fotocopias en baja resolución de documentos personales que demuestran que estoy acogido a la nacionalidad española hace muchos años.

Mi opinión sobre los comentarios anteriores.

Todos los países tienen sus cosas buenas y sus cosas malas. Por ejemplo yo puedo hablar muchas cosas buenas de EU. Tiene un nivel de vida envidiable, por lo general los salarios son buenos comparados con otros países del mundo. La canasta familiar hasta no hace muchos años, era bien baja en muchos productos, comparado con otros países. La mayoría de las personas viven rodeadas de muchas comodidades. Los televisores de pantalla plana cada vez son más baratos. Aquí en Miami por ejemplo casi todo el mundo posee un coche. Todas las viviendas tienen aire acondicionado Las neveras en este país son muy cómodas y grandes, la mayoría te producen hielo y no hacen hielo en las paredes del congelador, lo que hace que no tengas que limpiarlo tan seguido. La mayoría de las casas tienen más de un baño, y muchos apartamentos también. Si te vas de compra hay muchos Shopping Malls que son una maravilla, los hospitales tienen todo el adelanto del mundo, incluso si no tienes seguro medico y tienes una emergencia, el hospital a acudir es uno de los mejores de EU y después con que te comprometas a pagar $1 al mes, ya estas cumpliendo, por supuesto nunca lo pagas. Hay muchas ayudas para personas de bajos ingresos, incluyendo seguro medico donde hospitalización, medicos y medicinas son totalmente gratis. Además existe un Plan Ocho en el que las personas de bajos ingresos que califiquen, pueden obtener una vivienda y pagar solo un por ciento bajísimo del dinero que reciben mensualmente aunque nunca hayan trabajado y además tienen una tarjeta de crédito para comprar alimentos que mensualmente tiene un promedio de $100, es diferente para cada caso, algunos reciben $200, etc.

También puedo hacer un articulo sobre EU, diciendo que un país muy violento. Aquí cualquiera tiene un arma de fuego sin que revisen tu condición medica, por lo que ha habido muchos casos de personas con problemas psiquiátricos que han poseído estas y han hecho verdaderas masacres. Muchos niños han muerto por la negligencia de sus padres con un arma de fuego en sus casas. Puedes estar en pleno tráfico y caerle mal a alguien por algo y sacarte un arma de fuego y matarte. La televisión es muy violenta y los jóvenes tratan de imitar lo que ven. Hay barrios como por ejemplo de afroamericanos, en las que un latino o un blanco no debe entrar, y si es de noche mucho menos, pues no sales con vida. Los primeros minutos de cada noticiario es para informar de casos de violencia y asesinatos. Ya uno esta acostumbrado, pero mete miedo. Hay mucha corrupción entre los políticos y la vida se hace cada vez más cara. Uno a pesar de tener su casa paga, tienes la inseguridad de que los impuestos cada vez te suben mas y puede que un futuro no tengas dinero para pagarlos y la pierdas. Tambien hay muchos problemas de drogas, etc.

Poniendo todo en una balanza, EU es un país maravilloso para crecer y desarrollarte en cualquier campo, además para crearte un futuro habiendo llegado sin un céntimo.

Como ven, dos realidades del mismo país, igual sucede con España. Yo prefiero concentrarme en lo positivo y hablar también de lo malo, pero no llevar la balanza hacia este. Recuerden que atraemos lo que pensamos. Cada pensamiento es oración. Pensemos positivo y visualicemos un futuro brillante tanto en lo económico como en lo político y también veamos a esa Cuba unida a España creando el nuevo país del Siglo XXI

(La foto de arriba es La Haban Vieja, la verdad es que parece de Cadiz)

Buscar este blog

Se produjo un error en este gadget.
Se produjo un error en este gadget.